Enlaces Relacionados

  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Locura de Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Black Friday
  • Próximo álbum

Las fotos más locas del Black Friday

El Black Friday se vivió como una auténtica locura y fiebre de compras.
A continuación, solo algunas de las muchas imágenes que se pudieron ver al interior de las tiendas.
Empecemos con la traviesa sonrisa de esta mujer, en la sección de productos electrónicos.
Millones de personas se dieron cita en las tiendas.
Al interior, los compradores corrían a los artículos como abejas al panal.
Esta mujer por ejemplo, luce completamente enamorada de su calzado.
Pero las ventas de Black Friday no comenzaron en Black Friday.
Algunos compradores ávidos se olvidaron del pavo y de la cena familiar.
Salieron de sus casas desde la noche --o incluso la tarde-- del jueves.
Esperaban con ansias el momento en que las puertas de los almacenes abrieran.
A lo largo de la historia de esta fecha, se han registrado diversos hechos de violencia.
Esto se debe a la euforia por las rebajas en artículos generalmente de moda.
Este grupo parece en una auténtica pasarela.
Algunos minoristas recurrieron a diversas estrategias, para evitar los disturbios.
Por ejemplo, repartieron boletos de venta de artículos a determinadas horas.
Pero en el Black Friday la gente no solo compra lo que necesita.
Muchos cumplen todo tipo de caprichos en estas épocas.
Tanta fue su emoción que a buena parte de ellos no le dolió perderse las delicias de su mesa.
Tuvieron que hacer largas filas, como si estuvieran a la espera de ingresar a un concierto.
Pero, ¿qué tal la cara de satisfacción al salir con su artículo deseado?
Todo tipo de sacrificios, para muchos, valieron la pena.
Algunos minoristas abrieron mucho más temprano de lo que lo habían hecho en su historia este Thanksgiving.
Y para no perderse de nada, ¿qué tal improvisar un campamento?
Como para el amor, para las compras tampoco hay edad.
Hasta los más chiquitos fueron parte.
Pudieron verse grandes rebajas.
Aún está por verse si las ventas de este Black Friday superarán al anterior.
Sin duda, este año tiene la ventaja competitiva de un mayor número de horas para las ventas.
Habrá qué preguntarse si la situación económica permitió comprar lo que cada quien buscaba.
Y buscar, y buscar, y buscar.
Sin embargo, no todo fue alegría.
Del otro lado de la moneda se encuentran los empleados, que tuvieron que dejar a un lado a sus familias para ir a trabajar.
Y después de horas de espera, los clientes de la tienda Wal-Mart en Troy, Michigan, entraron a cazar las mejores ofertas.
Jen Toone celebra haber sido la primera persona en entrar a la tienda de Kohl, en Tenedor, Utah.
Mientras tanto, cientos de personas entran a la tienda Macy’s de Herald Square, Nueva York, la cual abrió sus puertas a las 8:00 de de noche el día de Acción de Gracias.
Manos arriba, esto es un… esto es… ¿Macy’s? Los compradores celebran de una particular forma que la tienda de Herald Square, Nueva York, les haya abierto las puertas.
Y apenas se abrieron las puertas del Kohls en Roseville, Minnesota, una multitud se abalanzó sobre las botas.
Un pequeño escoge sudaderas entre decenas de personas en la tienda de Gap, en Los Ángeles, California.
Este “Superman” sí que tiene un gran peso sobre sus hombros, en la juguetería Toys R 'Us de Times Square, Nueva York.
Luis Estrada carga a su amigo Jerry Gutiérrez dentro de la tienda Best Buy, después haber acampado con Diego López y Alex Olivas, fueron los primeros en entrar al almacén ubicado en Midland, Texas, el cual abrió sus puertas el jueves a las 6:00 de la tarde.
Un pequeño se tira en el suelo abatido ante las enormes filas para pagar en las cajas de la tienda de fábrica de Gap en Los Ángeles, California.
Los empleados trabajan a marchas forzadas detrás de las cajas registradoras de la tienda Macy’s en Herald Square, Nueva York. Otra de las que iniciaron sus ventas desde el jueves de Acción de Gracias.
El “shopping” suele ser muy divertido pero en un Black Friday puede ser agotador, sólo basta ver la cara de este chico que espera probarse un par de botas en el área de calzado de la tienda Macy’s de Herald Square, Nueva York.
Seguro que este cliente está echando la siesta mientras espera que su esposa termine el “shopping” en las tiendas Macy’s de Nueva York.
Un vendedor de Macy’s es víctima de la locura por las compras, una decena de clientes lo rodean con cajas de zapatos en Nueva York.
Después de una noche de compras, unos cansados clientes descansan en los sillones de la tienda Macy’s en Nueva York.
Entre la locura por las compras, Layla Poage, de 5 años, encontró una manera divertida de viajar en el carrito de compras que es jalado por su madre Heather Poage en la tienda de Best Buy en Overland Park, Kansas.
¡Que alguien la ayude! Parece que Teresa Sterner aprendió que un Black Friday sin carrito es una muy mala idea. La imagen fue tomada este viernes en Toys R 'Us de York, Pennsylvania.
Este regalo parece más grande que el hombre que pretende comprarlo o ¿será que los carritos de la tienda Target son muy pequeños? La imagen fue tomada en un almacén de Atlanta.
Un enorme televisor, oculta el rostro de una clienta de Target que desde Atlanta, Georgia, se apresuró a ser de las primeras en el Black Friday.
Próximos álbumes

¿Pavo? Los compradores se adelantan al Black Friday

La familia de Michael Jackson decide vender el rancho 'Neverland'

Las universidades más económicas para extranjeros en Estados Unidos

Los 20 empresarios que debes seguir en Twitter, según Forbes

Disfruta más imágenes
a tu izquierda