Estados Unidos a horas del abismo fiscal

Las últimas noticias sobre el abismo fiscal

Lo último sobre el abismo fiscal

The latest news regarding the fiscal cliff

El Senado y la Cámara de Representantes todavía tratan de llegar a un acuerdo sobre e...

The Senate and the House of Representatives are still trying to come to an agreement th...

Temp. Season 2012 | Epi. Ep. 121230 | 12/30/12 | 03:38  | TV-G
ENG
ESP
Comparte
Share
Me gusta
Like
Agregar a Mi Lista Agregado a Mi Lista Add to watchlist Added to watchlist
Lenguaje
Language

Comparte

Share

Enviar un mensaje

Send a message

Envía Send your message

Enlace

URL

Codigo

Code

El Senado y la Cámara de Representantes todavía tratan de llegar a un acuerdo sobre el que posiblemente se votaría el lunes 31 de diciembre.
Ep. 121230 | 12/30/12 | 03:38 Disponible hasta 12/30/12
Univision

En un punto muerto


A solo horas del término del año 2012 y del denominado “precipicio fiscal” estadounidense, demócratas y republicanos del Congreso llevarán a cabo este lunes un último intento por evitar el despeñadero.

El líder del Senado, Harry Reid (demócrata de Nevada) afirmó la tarde del domingo que aún existen "diferencias significativas" que impiden llegar a un acuerdo, cuando el tiempo se agota para que se evite el llamado abismo fiscal.

El domingo por la mañana los líderes del Senado estadounidense reanudaron las negociaciones a puerta cerrada para ver la posibilidad de un acuerdo, pero el intento se vio frustrado ante las exigencias republicanas de recortes al gasto público.

"Estábamos acercando posiciones, pero nos hemos topado con un gran punto muerto. Hubo avances para incrementar el tope de los ingresos salariales sujetos a los recortes tributarios y concesiones demócratas sobre los recortes de impuestos al patrimonio", explicó a la Agencia Española de Noticias (EFE) una fuente legislativa, que pidió el anonimato debido a la sensibilidad de las negociaciones.

"La gran traba (del domingo) era que los demócratas insisten en extender los subsidios de desempleo, pero los republicanos quieren cambiar la fórmula que se utiliza para los beneficios del Seguro Social (pensiones), en efecto reduciéndolos para financiar esos subsidios", agregó.

Así las cosas, ante la postura de los republicanos respecto al alcance y financiación de los recortes tributarios, existe la amenaza "real" de que, incluso, los congresistas no tengan ningún acuerdo que anunciar a lo largo de la jornada y "descarrilen las negociaciones", dijo la fuente.

Y finalizaron con las manos vacías.

Pese al pesimismo, al finalizar la tarde del domingo el vicepresidente Joe Biden tomó un nuevo papel con el objetivo de destrabar las pláticas y restablecer el diálogo de negociaciones entre el líder de la mayoría demócrata en la cámara, Reid, y el republicano líder de la minoría Mitch McConnell.

Un vocero de McConnell dijo que éste se acercó a Biden, amigo suyo de hace mucho tiempo, con la esperanza de romper el estancamiento.

'No hemos sido capaces'

Poco antes, los líderes de las filas republicana y demócrata del Senado, responsables de llegar a un eventual compromiso de aquí al lunes para evitar un plan de austeridad forzado en Estados Unidos, constataron el domingo el estancamiento de las negociaciones sobre el "precipicio fiscal".

"Negociamos desde hace unas 36 horas (...) Esta mañana, hemos intentado responder a la proposición" presupuestaria de los republicanos, declaró el dirigente de la mayoría demócrata, Harry Reid, en la tribuna de oradores de la cámara alta del Congreso.

Pero "no hemos sido capaces de hacerlo. Me he reunido varias veces con el presidente (Barack Obama) y hasta el momento no somos capaces de presentar una contrapropuesta", afirmó Reid.

"Creo que el dirigente republicano (el senador Mitch McConnell) ha actuado absolutamente de buena fe. Es simplemente que nuestras posiciones están lejanas en ciertos temas muy importantes", agregó.

Antes que él, también desde la tribuna, McConnell había lamentado la "falta de un sentido de urgencia" a menos de 36 horas de que se llegue al "precipicio fiscal", la entrada automática en vigor del alza de impuestos generalizados y de recortes claros en los gastos del Estado federal, coctel que amenaza con empujar a la primera economía mundial a la recesión.

"Todos sabemos que el tiempo se terminará de acabar. Hay demasiadas cosas en juego para dedicarse a los juegos políticos. Hay que proteger a los estadounidenses y las empresas de esta alza de impuestos que amenaza", agregó.

"Para hacer avanzar las cosas, he (...) llamado al vicepresidente (Joe Biden) para ver si podía ayudar a relanzar las negociaciones", explicó McConnell.

Las conversaciones están dirigidas a evitar aumento de impuestos masivos y fuertes recortes al gasto público a partir del martes 1 de enero de 2013. Y también en la lucha por el control del poder de las jefaturas en las bancadas de ambos partidos en las dos cámaras del legislativo.

¿EEUU logrará evitar el abismo fiscal? Opina en nuestros Foros.

Los expertos están de acuerdo en que los $500 mil millones de alza de impuestos a partir del 1 de enero ahogarían la recuperación de la economía estadounidense y harían que el país entre de nuevo en recesión, desperdigando malas noticias también para la economía mundial, agrega.

A su vez, asesores de los líderes de ambos partidos en el Senado, controlado por los demócratas, trabajaron febrilmente el sábado a puerta cerrada para diseñar un plan que fuera aceptable tanto para el Partido Demócrata como para el Partido Republicano, mayoritario en la Cámara de Representantes.

Sin un acuerdo bipartidista previo, las posibilidades de cerrar el domingo con la aprobación de un plan que aleje al país del precipicio o abismo fiscal son imposibles.

La agenda

De acuerdo con la agenda, el Senado se reunió el domingo desde las 12 PM (18:00 GMT), mientras que la Cámara de Representantes comenzaría a sesionar una hora después. The Associated Press señaló que no se espera una votación antes de las 5:30 PM (23:30 GMT) del domingo.

Ambas cámaras tendrán poco tiempo para debatir y luego aprobar una ley que han eludido la Casa Blanca y el Congreso durante semanas.

El diario The Washington Post dijo el domingo que el líder de la mayoría demócrata del Senado, Harry Reid, y su homólogo de la minoría republicana, Mitch McConnell, pusieron como hora límite las 15:00 horas locales del domingo para llegar a un acuerdo.

A esa hora, según el diario, mantendrán reuniones con los integrantes de sus partidos para informarles sobre el acuerdo que se ha logrado y determinar si su plan tiene apoyo (bipartidista) suficiente para someterlo a votación.

Si es así, el Senado realizará una votación el lunes al mediodía, dándole a la Cámara de Representantes el resto del día para considerar la medida, informó el periódico.

Presión de Obama

En la víspera, el presidente Barack Obama presionó a los legisladores de ambos partidos para alcanzar un acuerdo y detener el precipicio fiscal, incluso si éste supone un compromiso que carece de las importantes medidas de reducción del déficit que ambas partes buscan.

El país "no puede permitirse una herida política autoinfligida a nuestra economía", dijo el mandatario en su mensaje acostumbrado de los días sábados.

Si los legisladores fallan, "el sueldo de cada estadounidense se volverá mucho más pequeño", advirtió, agregando que "el Congreso puede prevenir que eso pase si actúa ahora".

El presidente, reelegido para un mandato de cuatro años el pasado martes 6 de noviembre, quiere aumentar los impuestos a los ricos. Sin embargo, los republicanos pretenden que sólo se eliminen exenciones fiscales para aumentar los ingresos y demandan, a cambio, importantes reducciones del gasto público, en particular de programas federales de ayuda como el de la Seguridad Social.

En caso de llegar el 1 de enero sin un acuerdo en el Congreso, todos los contribuyentes verán un aumento en sus impuestos.

Algunos analistas han señalado que existe la posibilidad de que el Congreso deje que ocurra el "precipicio fiscal" y, luego, arreglar el problema durante los primeros días de 2013 con medidas retroactivas al 1 de enero.

El abismo fiscal

El diario español El Mundo publicó el domingo en su página digital un manual para entender el 'abismo fiscal' que amenaza a Estados Unidos y que tendrá repercusiones en Europa y el resto del mundo.

Detalló que el precipicio o abismo fiscal estadounidense es un recorte del gasto público y una subida de impuestos que entrar en vigor el 1 de enero de 2013. Y que el término 'precipicio fiscal' fue creado por el presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, en una comparecencia en el Congreso.

Indicó que el precipicio existe porque el Congreso debe aprobar el nivel de endeudamiento del Estado, y que el legislativo aprueba un nivel máximo y, cuando éste se alcanza, aprueba otro.

En agosto de 2011 el Congreso aprobó un aumento del techo de la deuda de $2.1 mil millones, pero en esa ocasión los republicanos lograron incluir un apartado en el acuerdo que incluyera un compromiso para recortar el déficit. La clave está en acordar un ajuste del déficit antes del 31 de diciembre de 2012. Si eso no se logra, entrarían en vigor recortes del gasto y subidas de impuestos. Eso es el precipicio fiscal, detalló El Mundo.

Por otra parte el diario español advirtió que si Estados Unidos cae en el precipicio fiscal el país se hundirá en una recesión, y con ello arrastrar a la economía mundial.

Sobre las probabilidades de que el Congreso detenga el abismo, el diario El Mundo dijo que dependía de lo que acuerden demócratas y republicanos. Pero señalo que el escenario se encuentra atascado, porque están en juego los liderazgos republicanos, el de Mitch McConnell en la Cámara de Representantes y el de John Boehner en la presidencia del Congreso.

Añadió que en el caso de Boehner, si apoya la versión demócrata sería derrocado de su cargo por sus propios correligionarios, y que McConnell afrontaría una difícil reelección a su escaño en la elección de medio tiempo de 2014.

“En el Partido Republicano actual, sólo hay espacio para moverse a la derecha. Lo contrario es suicidio político”, puntualizó.

En otra parte del manual, el diario dijo que el debate del precipicio fiscal en Estados Unidos o era otra cosa que un teatro politico, y que el problema de las finanzas públicas de Estados Unidos es en el medio plazo, es decir, dentro de 10o 15 años.