Farmacias CVS dejarán de vender tabaco

Farmacias CVS

Una de las principales cadenas de farmacias de EEUU no venderá más tabaco, invocando la lógica y la salud pública.

- Getty Images

Medida efectiva a partir del 1 de octubre


Una de las principales cadenas de farmacias de Estados Unidos, con unos 7,600 locales en todo el país, anunció el miércoles que no venderá más tabaco, invocando la lógica y la salud pública, una decisión inmediatamente celebrada por el presidente Barack Obama.

"Poner fin a la venta de cigarrillos y otros productos que contienen tabaco en las farmacias CVS es lo que hay que hacer por nuestros clientes y nuestra empresa con el fin de ayudar a las personas a mejorar su salud", declaró Larry Merlo, presidente del grupo, cita la Agencia France Press.

"La venta de tabaco simplemente no se corresponde con nuestra misión", que es mejorar la salud de los estadounidenses, agregó.

¿Qué opinas de la decisión que tomó esta cadena? Participa en nuestros Foros.

Las farmacias estadounidenses se asemejan a pequeños supermercados, una parte de los cuales está reservada a la venta de productos con receta. Los productos de belleza, papelería y alimentación ocupan en sus locales la mayor parte de la superficie. Allí se venden habitualmente cigarrillos.

Reducción en sus ingresos

La empresa aseguró en el mismo comunicado que su decisión de cesar la venta de cigarrillos y otros productos de tabaco supondrá una reducción en sus ingresos anuales del orden de los 2,000 millones de dólares, informó por su parte la agencia Efe.

CVS ofrece en sus locales una farmacia donde pueden adquirirse medicamentos con y sin receta, tiene consultorios médicos de atención primaria, y vende gran variedad de artículos, desde cosméticos a juguetes, golosinas, libros y artículos de limpieza.

La empresa recordó que fumar es la principal causa de muerte prematura en el país, con más de 480 mil muertes cada año, y aunque la prevalencia del tabaquismo ha bajado del 42 % en 1965 al 18 por ciento en la actualidad, los descensos se han estancado en la última década.

"Hacen falta más intervenciones, como reducir la disponibilidad de los cigarrillos", añadió CVS, que también anunció su intención de poner en marcha en los próximos meses un nuevo programa para dejar de fumar.

Obama aplaudió la decisión

Por su parte, el presidente Barack Obama aplaudió la decisión de la cadena de farmacias y lo calificó como un "poderoso" ejemplo en los esfuerzos contra el tabaquismo.

"Aplaudo la noticia de esta mañana de que CVS ha decidido dejar de vender cigarros y otros productos de tabaco en sus tiendas e iniciar en su lugar una campaña nacional para ayudar a millones de estadunidense a dejar de fumar", declaró el mandatario, citó por su parte Notimex.

Obama, quien según su propia confesión dejó de fumar años atrás cuando era senador por Illinois, consideró que el anuncio tendrá un "profundo impacto en la salud de nuestro país".

"Como una de los mayores cadenas comerciales y farmacias en Estados Unidos, CVS estableció un poderoso ejemplo y la decisión de este miércoles ayudará a impulsar los esfuerzos de mi gobierno para reducir las muertes asociadas por el tabaquismo, el cáncer y enfermedades del corazón", indicó.

Igualmente estimó que tendrá un impacto en los costos del sistema nacional de salud en la atención de estas enfermedades, "al final salvando vidas y protegiendo un incontable número de familias de sufrimiento venideros".

Se trata de la primera cadena mayor de farmacias de Estados Unidos en abandonar la venta de productos derivados del tabaco, aunque cadenas departamentales como Target lo dejaron de hacer desde hace varios años.