Enrique Peña Nieto gastó una fortuna en publicidad en su primer año

Enrique Peña Nieto

El presidente mexicano Enrique Peña Nieto.

- Notimex

Datos de organizaciones civiles


Los gastos por publicidad oficial en el primer año de gobierno del presidente mexicano Enrique Peña Nieto superaron los 4,000 millones de pesos (unos 323 millones de dólares).

A través de un informe, organizaciones civiles mexicanas sostienen que la transparencia en este rubro es frágil, además de que los montos millonarios fueron ejercidos sin reglas claras y que los contenidos propagandísticos no informan, sino que buscan persuadir a los ciudadanos de los alcances de las reformas del gobierno.

El documento “Publicidad Oficial: recursos públicos ejercidos por el Poder Ejecutivo Federal en 2013, primer año del presidente Enrique Peña Nieto”, presentado por Fundar y Artículo 19 sostiene que no se cumplió la promesa hecha en julio de 2012, en que el mandatario se comprometió a regular la publicidad oficial.

“Es preocupante que no existan señales de cambios sustanciales en su gestión y uso de la publicidad oficial”, cita la web Animal Político.

Las organizaciones consideran que el acceso a la información debe ser automático, sistemático, oportuno y regulado por una normatividad.

Piden una ley al respecto

En 2013 se registró una disminución del gasto en publicidad oficial, comparado con el último año de gobierno de Felipe Calderón; sin embargo, esto no determina que la disminución sea consecuencia de un cambio en las políticas públicas.

Además, de mantenerse esta tendencia, señalan las organizaciones, para 2018 el gasto en publicidad oficial del gobierno de Peña Nieto en México podría alcanzar los 7,383 millones de pesos (unos 569 millones de dólares).

El gasto en el primer año de la actual administración es tan significativo que representa 7.8 por ciento más que los recursos recaudados en 2013 a partir del impuesto a los depósitos en efectivo.

Las organizaciones señalan también que el gasto del gobierno en publicidad oficial se hizo con diferentes criterios a los que rigen el mercado publicitario en su conjunto.

Pese a los problemas evidentes, “los legisladores dejaron la regulación del uso de la publicidad oficial fuera del predictamen de la reforma electoral”, cita Animal Político a las organizaciones.

Ante esto, las deficiencias sobre el uso y la asignación de publicidad oficial van a seguir fomentando “la opacidad, la corrupción y la censura sutil”, pues Fundar y Artículo 19 consideran que estos “problemas estructurales solo se pueden resolver mejorando el marco normativo, la rendición de cuentas y garantizando la implementación efectiva de estos cambios”.

“Se necesita una ley general que impulse la transparencia, el uso racional de los recursos públicos y el combate a la corrupción (…) Esta solución debe buscar garantizar la libertad de expresión, el derecho a la información y la pluralidad informativa de este país”, concluyó el estudio.