Economista advierte sobre graves problemas para economía de Venezuela

Venezuela se acerca a la banca internacional

Un experto vislumbra graves problemas económicos para Venezuela pese a la estabilidad de su petróleo.

- Getty Images

Desequilibrios son producto delas políticas gubernamentales, señala experto


Las enormes necesidades fiscales del gobierno agravarán los problemas económicos de Venezuela, pese a la estabilidad en el precio internacional del petróleo de US$100 por barril, advirtió el domingo el economista José Toro Hardy.

"Para el gobierno, US$100 por barril no alcanzan, primero, porque el gasto público crece de una manera fenomenal, y segundo, porque el Banco Central de Venezuela (BCV) está financiando con dinero inorgánico el gasto de Petróleos de Venezuela”, precisó.

Opina sobre esta nota en nuestros foros

Toro Hardy, exdirectivo de la petrolera estatal, dijo a Notimex que ésta debe al Banco Central de Venezuela (BCV) “cerca de US$65,000 millones por todos los apoyos financieros" para cubrir su elevado déficit de caja, pese al alto precio del crudo.

Resaltó que "no hay grandes cambios en la perspectiva de la economía mundial, y por el lado de la demanda no habrá un incremento", por lo que es previsible que el barril de crudo siga rondando los $100, una cifra insuficiente para el gobierno venezolano.

Dijo que los desequilibrios macroeconómicos de Venezuela en la actualidad son consecuencia de las políticas gubernamentales de controles de cambios y de precios, así como las expropiaciones de empresas privadas o la impresión de dinero sin respaldo.

¿Habría solución a la crisis?

Sostuvo que esto ha traído como consecuencia que Venezuela tenga una inflación acumulada superior al 60 por ciento en los últimos 12 meses, así como un índice de escasez de bienes básicos que ronda el 30 por ciento, según datos oficiales.

Toro Hardy subrayó que "devaluar nada más por razones fiscalistas es una puñalada al estómago del pueblo, ya que acarreará una aceleración inflacionaria y reducirá el mermado poder de compra de la población”.

Recalcó que todo esto es un síntoma del "fracaso del modelo socialista que se ha intentado implementar en Venezuela en los últimos años”, y que ahora obliga al gobierno a tomar medidas como devaluar o aumentar el precio de los servicios públicos.

"Lo que fracasó fue el modelo, de manera que pueden aumentar el precio de la gasolina, de la electricidad, del gas o devaluar, pero eso es alimentar un modelo absolutamente fracasado que no ha sido capaz sino de generar más problemas a la economía venezolana", dijo.

Toro Hardy manifestó que la única manera de romper este fracaso es cambiando a un modelo económico que genere crecimiento con "una apertura que permita las inversiones, seguridad jurídica o racionalizar el gasto público".