Publicidad | Vea su anuncio aquí

El color de ropa que elegimos para asistir a una entrevista de trabajo sí cuenta

El hábito sí hace al monje

- Thinkstock LLC/Picture Quest

¿Cómo funciona el programa de desempleo?

VIDEO:  ¿Cómo funciona el programa de desempleo? - Univision

Ver videos
Medidas para a sobrellevar el desempleo

FOTOS:  Medidas para sobrellevar el desempleo

Ver fotos

Comunicación no verbal

Hoy en día, conseguir una entrevista de trabajo es casi un acontecimiento. Y no lo digo en son de broma sino como resultado de todos estos años batallando con un dragón de muchas cabezas llamado desempleo.

Damos por sentado que ya nuestro resume está al día y presentado de manera muy profesional de modo que captará la atención de nuestro futuro empleador. También que ya hemos investigado y recabado los datos de la empresa, pero finalmente hay algo que hemos hecho a un lado: ¿Qué ropa me pongo?

Y esto no es un simple detalle, la apariencia personal adecuada también captará la atención del empleador.

En asuntos de entrevistas de trabajo, el hábito sí hace al monje.

¿Te has puesto a pensar en lo que aseguran los expertos; es decir, que el 85 por ciento de la comunicación es no verbal?

De esto partimos para determinar cuan importante es elegir cuidadosamente lo que nos vamos a poner para ese momento tan esperado de la entrevista de trabajo, y no solo es asunto del estilo y el corte de la ropa sino también del color.

¿Qué transmite cada color?

Para mí el color rey es el azul marino. Puede ir de tonalidades oscuras hasta llegar al azul marino. Este color tiene la particularidad de permitir que la persona proyecte a alguien que está en control. También tiene otras ventajas, proyecta calma, estabilidad, confianza y seguridad en uno mismo.

El color azul marino es capaz de enviar un fuerte mensaje sin pronunciar palabra. Además en mi opinión muy personal, es un color muy versátil para combinar con otras piezas de tonos pasteles brindándonos una imagen relajada sin dejar de estar en control.

Gris: Después del azul, este es el color más socorrido y muy popular para las entrevistas de trabajo. Es un color que no distrae la atención. Denota a una persona sofisticada y le puedes sacar ventaja pues te mantienes enfocado.

Negro: Representa autoridad y que la persona esta “comandando” y llevando las riendas de la situación. Es un color dramático y hay que tener cuidado cuando juntamos todas las prendas negras en nuestro vestuario. Es importante combinarlo con detalles, utilizando prendas de otros tonos que armonicen y suavicen la rigidez del color negro.

Rojo: Es un color poderosísimo. Esta asociado con energía, pasión, poder y hasta agresividad. No aconsejo usarlo pues puede enviar mensajes equivocados a la hora de la entrevista.

Blanco: Solo debe usarse en los accesorios o prendas de vestir. El blanco envía un mensaje de sencillez, claridad, decisión, precisión y hasta bondad.

En este mercado laboral tan competitivo procura darte la oportunidad de brillar.

Conociendo como funciona o trabaja este asunto del vestuario que elegimos para una entrevista de trabajo y que la apariencia adecuada sin palabras puede establecer o influenciar la opinión o impresión que causemos en los demás, especialmente en nuestro futuro empleador, no podemos darnos el lujo de que no nos importe.

Invierte tiempo en elegir el vestuario adecuado. Toma en cuenta el factor de los colores; un buen estilo o corte de ropa combinado con el color adecuado puede reforzar positivamente tu imagen profesional.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Buscar Empleo
Palabras Claves:
Localización
Posted within

Publicidad | Vea su anuncio aquí