¿Podría vivir Boehner una semana con el salario mínimo?

Boehner: Republicanos buscan demandar a Obama

WASHINGTON (AP) — La Cámara de Representantes someterá en julio a votación una iniciativa que autoriza la presentación, durante la campaña electoral, de una demanda en la que se acusa al presidente Ba...

- The Associated Press

Activistas y grupos que abogan por un aumento al salario mínimo federal  quieren que los republicanos del Congreso vivan en carne propia lo que significa subsistir con apenas $77 semanales, la cantidad promedio que le queda a un trabajador que gana $7.25 la hora  después de pagar impuestos y el alquiler de una vivienda.

Ese es el reto que le lanzó un grupo de activistas al presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner, y a otros líderes republicanos del Congreso: ponerse en los zapatos del ciudadano de a pie que apenas subsiste con el salario mínimo federal de $7.25 la hora.

"El costo de la vida sigue subiendo y ni los que trabajan a tiempo completo escapan de la pobreza. A los republicanos que se oponen a aumentar el salario mínimo les proponemos que sobrevivan con solo $77 por una semana", explicó Brad Woodhouse, presidente del grupo "Estadounidenses Unidos por un Cambio".

El reto forma parte de una campaña nacional emprendida por unas 66 organizaciones progresistas, incluyendo el Centro para el Progreso Estadounidense (CAP) y la Coalición de Necesidades Humanas, en vísperas de cumplirse el quinto anversario de la aprobación del salario mínimo federal actual en el Congreso.

La campaña "Live the Wage"

Los activistas exigen que ese salario se aumente a $10.10 la hora, y creen que la mejor forma de que los políticos entren en razón es si por una semana, entre el 24 y 30 de julio próximos, intentan sobrevivir con $77 semanales, el  monto  promedio que  le queda a la mayoría de los estadounidenses que ganan el salario mínimo después de pagar  impuestos y los gastos de vivienda.

La campaña "Live the Wage", también  invita a líderes comunitarios y público en general a que se sume a esta acción nacional y comparta sus experiencias en Twitter y Facebook usando el lema #LiveTheWage.

Los legisladores demócratas de Illinois y Ohio, Jan Schakowsky y Tim Ryan, así como el exgobernador de Ohio, Ted Strickland, ya se han sumado a la campaña.
Votantes latinos se sienten marginados

Strickland explicó que aceptó el reto porque, como mínimo, se debe expresar apoyo a los 30 millones de trabajadores que necesitan un aumento en su salario mínimo, porque el actual no da para más.

De hecho, una encuesta nacional realizada por Latino Decisions y el Consejo Nacional de La Raza indicó este lunes que la mayoría de los votantes latinos se sienten marginados de las mejoras en la economía.

La mayoría de los latinos teme perder sus trabajos y el 70% de los encuestados dijo que no gana lo suficiente para cubrir sus necesidades básicas.

Según el Instituto de Política Económica, un aumento del salario mínimo a $10.10 la hora, tal como lo han hecho varios gobiernos estatales, generaría $22 mil millones en actividad económica y crearía 85 mil trabajos netos.

Pero Boehner y la mayoría de los republicanos siempre han mantenido que un aumento al mínimo federal perjudicará a las empresas y la creación de empleos.

En la actualidad, el salario anual de trabajadores que ganan el mínimo, entre éstos niñeras, asistentes de enfermería y trabajadores de limpieza y mantenimiento, no pasa de un promedio de $15, mil.