¿Ya no lo quieres? Pues es hora de venderlo

Venta de garaje

El sótano o ático pueden estar repletos de objetos que ya no necesitas y podría sorprenderte la cantidad que puedes obtener si los vendes.

- Thinkstock LLC/Picture Quest

Cómo vaciar los armarios y tu ático de objetos no deseados y ganar más dinero de lo que esperabas


Todd Sigety, un tasador de antigüedades en Alexandria, Virginia, recibió recientemente una llamada de una mujer que quería que le echara un vistazo a una unidad de almacenamiento que pertenecía a su tía fallecida. “Ella pensaba que no había nada de valor para guardar pero quería asegurarse antes de deshacerse de todo”, dijo él. Evidentemente, no había mucho de valor, excepto por una pintura.

Después de un poco de investigación, Sigety se dio cuenta que la pintura era una obra de un artista sudamericano muy reconocido; Christie’s realizará una subasta este otoño. El valor estimado de preventa: Entre $30,000 y $50,000.

Por supuesto, puede que tú no tengas una obra maestra, ni una obra menor, escondida en la bodega. Pero el sótano o ático pueden estar repleto de objetos que ya no necesitas y podría sorprenderte la cantidad que puedes obtener si los vendes.

“He visto gente ganar fácil entre $1,000 y $2,000 cuando venden sus cosas no deseadas”, afirmó Carolyn Schneider, autora de la “Guía de las principales tiendas de consignación y de segunda mano” (The Ultimate Consignment & Thrift Store Guide, iUniverse, 2012). Ayudarás tanto al medio ambiente, porque tus cosas no terminarán en un tiradero de basura, así como a tus finanzas.

Ganarás más dinero ofreciendo tus cosas en los mejores lugares para venderlas, ya sea una casa de subastas, una tienda de consignación, un sitio web, o una venta de garaje. Solo ten en cuenta que el Servicio de Impuestos Internos (IRS) querrá un porcentaje de tus ganancias. Los impuestos proceden de la venta de artículos coleccionables como ganancias de capital, por lo general a una tasa del 28%.

Bajo las normas del IRS, los artículos de colección incluyen obras de arte, alfombras, antigüedades, metales (como lingotes de oro, plata y platino), piedras preciosas, estampillas y monedas. Tu ganancia o pérdida es la diferencia entre la base, generalmente el precio de compra, y el precio de venta.

Si terminas por vender tus bienes en una venta de garaje, de todas maneras, será probablemente por mucho menos de lo que pagaste por ellos, por tanto probablemente no tendrás que pagar impuestos.